piojos en verano

¡Los piojos también se preparan para el verano!

A diferencia de lo que muchos piensan, la llegada del calor y el verano no significa el fin de los piojos. Al contrario, estos parásitos aprovechan las altas temperaturas y el aumento de las actividades sociales para multiplicarse y contagiarse con mayor facilidad. ¡Sigue leyendo para descubrir cómo mantener a tu familia libre de piojos en verano!

¿Cómo prevenir los piojos en verano?

Las piscinas, campamentos, parques infantiles y otras zonas de ocio se convierten en lugares ideales para la propagación de piojos, ya que el contacto entre los niños aumenta y las condiciones ambientales son propicias para su supervivencia.

Por eso, es importante no bajar la guardia y tomar medidas preventivas para evitar que se conviertan en los protagonistas no deseados de nuestro verano.

Prevención

  • Revisiones frecuentes: Peina el cabello de tus hijos dos veces por semana con un peine fino o una lendrera para detectar piojos o liendres.
  • Menos contacto, menos riesgo: Evita que los niños compartan peines, gorras, toallas y otros objetos personales.
  • Pelo recogido: Si tu hijo/a tiene el pelo largo, anímalo a llevarlo recogido en coleta, trenza o moño para reducir el contacto con otros cabellos.
  • Usa el producto CAPPOLL para mantener el pelo limpio, desenredado y protegido para mantener la salud capilar de toda la familia.
  • Campamentos informados: Si tus hijos van a un campamento, asegúrate de que el personal esté informado sobre las medidas de prevención y control de piojos.

Si detectas piojos..

  • Actúa rápido, no esperes a que los síntomas empeoren.
  • Tratamiento: Visita CAPPOLL, nuestro centro especializado en pediculosis para recibir el tratamiento más efectivo para eliminarlos.
  • Lavado: Lava la ropa, las sábanas y las toallas con agua caliente para eliminar piojos y liendres.
  • Revisión el entorno de tu hogar: Aspira alfombras, sofás y otros muebles donde haya podido haber contacto con los piojos.
  • Informa a la escuela, guardería o campamentos de tus hijos sobre la presencia de piojos para que puedan tomar medidas preventivas.

Recuerda, los piojos no se asocian a la falta de higiene, cualquiera puede contagiarse, incluso los adultos. La detección precoz y el tratamiento adecuado son claves para controlar los piojos y evitar su propagación. ¡Con un poco de atención y siguiendo estos consejos, podrás disfrutar de un verano libre de piojos!

Publicaciones Similares